¿Qué es una tarjeta revolving y si la tengo, qué puedo reclamar?

Las tarjetas revolving son un crédito de consumo que se instrumenta a través, como su nombre propio indica, de una tarjeta, es decir, son instrumentos de pago para poder aplazar las compras que hagamos.

Se caracterizan porque llevan un límite de crédito establecido que es el dinero del que podemos disponer. Este va disminuyendo a medida que vamos realizando cualquier cargo o compra y se repone a través de los pagos de los recibos periódicos, que permiten pagar a plazos y hacer uso del crédito disponible.

El titular es el que decide qué importe pagar, pudiendo elegir entre la modalidad de pago total o pago aplazado y aquí está el problema, si el pago es a plazos se generan intereses, los cuales suelen ser bastante altos, los intereses oscilan entre el 20 % y 30 %, lo más habitual, aunque pueden llegar al 5.000 %.

Se produce un “efecto bola de nieve”, y por mucho que se paga siempre se sigue debiendo.

Los clientes que han demandado ya han ganado muchas sentencias por el carácter usureros los intereses.

La solución pasa por los Tribunales, que mediante sentencia, se consigue eliminar los intereses y fijar que solo hay que devolver el principal.

Si quieres Reclama y Recupera tu dinero ponte en contacto con nosotros.