Seis cosas que debes saber para que no te “timen” este verano

1.- Overbooking, qué es y qué hacer si me pasa.

El overbooking o denegación de embarque, se produce cuando la aerolínea vende más plazas de las que dispone el avión. Es una práctica comercial legal, que está permitida en la Unión Europea y regulada por el Reglamento CE nº 261/2004.

Si no se nos ha informado con al menos 2 semanas de antelación o haya una causa de fuerza mayor (catástrofe natural, alerta de seguridad, etc.), está obligada la compañía a indemnizarte con entre 250€ y 600€, más los gastos de manutención generados que se puedan acreditar.

Para cualquier reclamación recomendamos guardar todos los tickets y comprobantes respecto a los gastos generados, así como acudir al mostrador de la compañía aérea en el aeropuerto para pedir un documento que acredite el overbooking.

2.- Qué hacer si el vuelo se cancela a última hora.

Si llegas al aeropuerto y no has sido avisado con al menos 14 días de antelación de que tu vuelo no sale, debes reclamar, tienes derecho a ser compensado por ellos. La indemnización podrá ir desde los 250€ para vuelos entre 0 y 1.500 km de distancia, 400€ entre 1.500 y 3.000 km y 600€ cuando la distancia sea mayor de 3.500 km.

3.- Qué hacer si te han perdido las maletas o se han producido daños en el equipaje.

Si padeces una incidencia con el equipaje facturado (destrucción, pérdida, deterioro o retraso), acude al mostrador de la compañía aérea para formular en ese momento la protesta correspondiente, cumplimentando el impreso denominado Parte de Irregularidad de Equipaje (P.I.R.). Es un requisito necesario para hacer constar la incidencia ocurrida y para la correspondiente tramitación por parte de la compañía aérea.

  • Tras rellenar el P.I.R hay que presentar la reclamación correspondiente, dentro de los 21 días siguientes a partir de la fecha en que el equipaje haya sido puesto a disposición del pasajero por retraso de equipaje, y 7 días si el equipaje nos lo entregan roto o en mal estado.
  • Se deberá presentar al transportista una protesta inmediatamente después de haber notado el daño y, a más tardar, dentro de un plazo de 7 días para el equipaje facturado, a partir de la fecha de su recepción.

Si no recibes contestación de la compañía o ésta no le satisface, puede acudir a los tribunales en el plazo de 2 años a partir de la llegada de la aeronave o del día en que hubiese debido llegar.

4.- Qué hacer si las características del alojamiento no son acordes con lo prometido en un folleto o página web.

En estos casos debemos ponernos en contacto con la agencia de viajes o el prestador del servicio, el cual nos debe proporcionar una solución adecuada e inmediata: cambio de hotel si la categoría es inferior a la contratada, excursiones alternativas si son canceladas.

También, se puede reclamar una compensación económica si no ofrecen soluciones o si la calidad de los servicios alternativos ofrecidos es inferior a la contratada.

De no ser resueltas las deficiencias, se deberá solicitar la hoja de reclamaciones y de existir perjuicios ocasionados, deberemos guardar los tickets de todos los gastos para reclamarlos posteriormente.

Si el hotel contratado está completo a pesar de tener reserva, tenemos derecho a ser alojado en otro establecimiento de la misma o superior categoría y en las mismas condiciones de reserva efectuada con cargo al hotel infractor.

5.- Qué hacer si me cobran de forma abusiva en un restaurante.

Los empresarios son libres de fijar los precios de su oferta como quieran, la única condición es que esos precios deben estar visibles y claramente especificados y son los clientes quienes, en función de sus intereses, deciden consumir o no (ley de la oferta y la demanda).

En el caso de que en la carta no se especifiquen con claridad o se indique términos tales como precio según mercado“, deberemos preguntar el precio exacto de los mismos que deberá ser aclarado por el camarero que nos atiende.

6.- Qué debo saber al alquiler de viviendas durante el verano.

La Normativa que se aplica es la legislación de consumo, si alquilas a una agencia o empresa, o la normativa civil en materia de arrendamientos si lo alquilas a un particular; existe también en alguna comunidad autónoma una normativa turística específica.

Cuando acuerdes con el propietario o la inmobiliaria el precio y las condiciones, debes firmar un contrato. La reserva online tiene el mismo valor jurídico que un contrato.

Guardar siempre una copia de la reserva o señal.

Si pagas fianza, pide que se detalle claramente el concepto, las condiciones de su aplicación y también que se prevea su devolución, en este caso, lo mejor es que te entreguen un inventario.

En Reclama y Recupera te ayudamos para que disfrutes tranquilo y pases un buen verano.